Apagón tecnológico

Y no, no hablo de lo que ya están «sufriendo» en Soria (televisión únicamente digital -TDT- se acabó el analógico), sino de un cúmulo de sucesos que me ha pasado entre ayer y hoy y que me ha hecho reflexionar y motivarme a escribir en mi abandonado blog (cosas del verano, mil perdones).

El martes fui a comer a casa (Palencia) y tenía pensado que después de cenar, estaría más o menos así:

Con el Asus Eee Pc conectado a mi viejo monitor de 17», con mi Creative Zen Stone Plus enchufado a él para escuchar música y mi HTC Touch Diamond con mi nueva tarjeta de Simyo enchufado a mi Eee Pc para estar conectado a Internet.

Pero la realidad fue esta:

Se me olvidó meter el cargador del Asus Eee Pc y como lo llevaba a media cargar en apenas una hora se apagó. La tarjeta de Simyo que recogí de correos resultó estar defectuosa y no pillaba la cobertura, así que me tocó llamar a un maldito 902 para explicarles mi problema y la solución que me dieron era que me mandaban otra (por «correo urgente», a ver si es verdad, que la anterior tardó más de 10 días…).

Así que estuve sin ordenador y sin Internet… y hoy volviendo en el tren se me quedó sin batería el mp3 (se carga a través de un mini-usb, conectado al pc) así que salvo por el móvil, el apagón tecnológico llegó a mi vida.

Es curioso que el olvido de un simple cargador y el mal funcionamiento de una tarjeta SIM haga que uno se encuentre en una situación de «apagón», supongo que un par de días desconectado del mundo (Internet) no es gran cosa, pero no tener ordenador para mí sí que supone un mayor esfuerzo, ya que estoy muy acostumbrado a estar todo el día viendo películas o series ahí, o escribiendo o leyendo cosas… para mí es un elemento (casi) imprescindible en mi vida diaria, por eso me compré el UMPC, para poder llevármelo a cualquier sitio.

¿Alguien más se siente «extraño» cuando los apagones tecnológicos le suceden?

Además, aprovecho esta entrada para comentar que mañana me iré a Aranda de Duero (Burgos), ya que allí se celebra el festival Sonorama al cual iré para disfrutar de grupos como Love of Lesbian, Niños Mutantes, Russian Red, Nada Surf, Quique González o Deluxe, entre otros muchos. Y como no tengo aún mi tarjeta de Simyo pues no podré conectarme vía móvil (que cool suena eso) para mirar el correo, así que hasta el domingo-lunes no podré contestar los e-mails ni leer los blogs amigos.

Disfrutad del verano, que queda poco, poco, poco.

14. agosto 2008 por José Luis Merino
Categorías: Conciertos, General, Reflexiones | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 4s comentarios

Comentarios (4)

  1. Ahora entiendo porque sigo con mi Mp3 de pilas :>

  2. Pues sí… uno se siente muy «off» cuando te falta tu ordenador para poder ver el periódico, enterarte de las últimas noticias tecnológicas, compartir experiencias, VozIP, mensajería…

    Es curioso… hace poco tiempo no me imaginaba mi vida sin el móvil, pero es que, ahora tampoco sin mi portátil…

    Salu2!

  3. A mi me pasa igual, sin internet y sin pc me siento muy extraño.

    Este verano tenía pensado desconectar, pero estamos a 15 de agosto y aún no lo he hecho…

    Un saludo.

  4. Yo sin Internet puedo sobrevivir (o eso creo) pero sin ordenador no tanto… estoy demasiado acostumbrado a estar delante del pc horas y horas… haciendo «vida».

    Y sin móvil… puf… qué duro xD

Deja una respuesta

Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.